Tantra, Neotantra, Sexo

cropped-dsc_0345

Bueno… parece que el título del post de hoy impacta de por sí. En general no me gusta mucho hablar de este tema porque, aunque fascina, es un poco fácil eso de utilizar ciertos conceptos que llaman la atención. La palabra sexo genera ya una pequeña revolución y si una profe de yoga la pronuncia pues más… En mis clases de yoga yo sigo una filosofía de influencia puramente tántrica (que no sexual!!) y así me dirijo siempre a mis alumnos. Pero hace poco vi a un grupo de yogis que vienen a mis clases cuando estaban a punto de asistir a un taller de Neo Tantra. Parecían bastante confusos en cuanto a qué es cada cosa y qué tienen que ver con el sexo. Por eso me parece relevante aclarar en pocas palabras ambos términos.

Tantra NO debe confundirse con las artes amatorias de la India de las que forma parte el famoso Kamasutra. El Tantra es una corriente espiritual que se remonta hasta tiempos pre-védicos, según algunos académicos, y que tuvo un gran florecimiento a partir del siglo XI de nuestra era. Tantra es una visión de vida: el universo es una continuidad de energía que nos une y conecta a todos, como un gran tejido luminoso del cual todos formamos parte. Sí, hay ritos sexuales en unas pocas sectas de tradición tántrica, pero son una minoría comparado con la inmensa sabiduría de esta tradición. La confusión surge porque el Tantra explora el poder de la energía creadora del Universo que fluye a través del cuerpo físico. Y eso se mal interpreta porque lo que se siente en una relación íntima forma parte de esa misma fuerza creadora. En Tantra lo divino y lo mundano son uno, de manera que todas las emociones, circunstancias o sensaciones son vistas como parte de la increíble red de la existencia.

El Neo Tantra es una corriente pseudo espiritual que se originó en occidente en los años sesenta, algunos eruditos del yoga la llaman “pop tantra”. Eclécticamente recoge unos pocos componentes del Tantra tradicional y de otras corrientes de estilo New Age para centrarse en la exploración de lo sagrado en la sexualidad. Tiene el valor de haberle dado relevancia al sexo como algo bueno y que puede ser tan espiritual como una meditación en el templo más hermoso.

Tantra y Neo Tantra comparten la idea de que el cuerpo humano es un vehículo divino. Ambas enaltecen la grandeza de la experiencia corporal y utilizan palabras como éxtasis, deseo o dicha. Pero mientras que el Neo Tantra se centra en la parte de las relaciones de pareja y, en específico, del sexo, el Tantra abarca muchísimas prácticas meditativas, visualizaciones, rituales y una tradición literaria infinitamente más amplia y valiosa.

Yo respeto todos los intentos de llevar Luz a nuestras vidas, pero preferiría que lo relacionado con el sexo lo llamaran por su nombre. Ahora mismo se me ocurren cosas algo poéticas como “relaciones conscientes” “amor dios-diosa” o “sexo para el alma”. Preferiría que dejaran al Tantra tranquilo, a su elegante manera de descubrir lo divino; al linaje de muchos maestros que nos han dirigido e iluminado; que nos han enseñado cosas tan importantes como el funcionamiento del cuerpo sutil o el trabajo con las deidades personales; maestros que nos han transmitido los secretos del mantra, del yantra, de los mudras, de la cosmología del universo y muchísimas otras cosas relevantes en la espiritualidad de nuestros tiempos. ¡Sin olvidar el Hatha Yoga! Maestros que nos han revelado los poderes de Shakti, que nos han ayudado a despertarlos para que nosotros también apoyemos a otros y contribuyamos con algo bonito al mundo.

En España tenemos un refrán estupendo “vamos a no mezclar churras con merinas”. (Si eres de otro país, churras y merinas son dos tipos diferentes de ovejas que mejor no cruzar porque disminuiría sus virtudes). Así que espero que el post haya traído un poquitín de claridad y que tu deseo de explorar tanto la filosofía del Tantra como la sexualidad sagrada esté fundado en unos pilares de conocimiento más sólidos.

¡Feliz semana a todos!

Radhe Krishna, Hari Om

Usuarios de gmail: moved mis mensajes al buzón Principal.

Comparte o Suscríbete, si te gustó 🙂

Acerca de Zaira Leal

Profesora de Yoga y espiritualidad, mi misión es que aprendáis a ser felices. Yoga como Celebración Infinita de la existencia.
Esta entrada fue publicada en filosofía, tantra, yoga y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s